El colegio Sagrado Corazón, uno de los edificios con mayor personalidad de la ciudad

    0
    57

    El edificio que ocupa hoy el blog de #LaNuevaLínea es el Colegio Sagrado Corazón, un inmueble que fue construido en 1871 y que dio origen al centro escolar años más tarde, en 1899. La puesta en marcha del colegio no hubiera sido posible sin la generosidad de la familia Saccone, que cedió esta villa (que formaba parte de la Villa de San José) para el establecimiento de un orfanato que acogería a 25 niños, y que fue dirigido por los Hermanos de San Juan de Dios hasta bien entrado el siglo XX.

    En 1921 la congregación decidió solicitar la ayuda de las Hermanas de la Caridad para realizar labores sociales en la localidad. Su presencia despertó tal interés entre las familias por la educación que estas hermanas podrían proporcionar a sus hijos que les fueron cedidas dos habitaciones de la conocida como “casa colorada” para realizar estas funciones.

    En 1933, a petición del ayuntamiento, el centro se convirtió en el primer Instituto de Segunda Enseñanza de la localidad de carácter público y fue en el curso 1936-1937 cuando se estableció un colegio religioso de segunda enseñanza femenina a cargo de las religiosas, que ya en aquella época contaba con una comunidad de 18 hermanas.

    Desde el punto de vista arquitectónico, el edificio ubicado en la avenida España destaca por su planta poligonal, cerrado por chapitel y sus tejados resueltos con tejas vidriadas verdes

    La decoración es sencilla y eficaz. Sobre el enfoscado rojizo de los paramentos, en origen de ladrillo visto, destacan en color claro los acharnelados existentes en todas las esquinas y en el jambaje de los huecos.

    Es, sin duda, un edificio de gran personalidad, con un excelente aprovechamiento visual del ángulo formado por la confluencia de dos avenidas.

    Dejar respuesta

    Please enter your comment!
    Please enter your name here