La Junta de Andalucía ha retirado la custodia de un bebé a su madre por fumar cannabis antes del parto. Según sostiene el gobierno autonómico, esto le produjo al pequeño síndrome de abstinencia, algo que la abogada de la madre dice que no está demostrado. Así lo recoge en sus páginas el diario lavozdelsur.es

La Consejería de Igualdad y Políticas Sociales de la Junta ha declarado al pequeño en situación de desamparo provisional, después de que unas pruebas realizadas justo después del parto, tanto al bebé como a la madre, dieran positivo en cannabis y concluyeran que el pequeño sufría síndrome de abstinencia.

Por su parte, la abogada de la madre sostiene que las pruebas no confirman el síndrome de abstinencia y que “en la mayoría de controles está por debajo del mínimo por el que se considera como tal”, ha declarado a lavozdelsur.es.

La letrada ha asegurado que tanto la madre del pequeño está tratando de recuperar la custodia del pequeño, colaborando y sometiéndose a todo tipo de controles periódicos para demostrar que no es consumidora de cannabis o cualquier otra sustancia. Explica que en el momento del parto se produjo un consumo puntual y de forma terapéutica.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here