El Tribunal Supremo ha confirmado la condenado de seis años de prisión impuesta por la Audiencia Provincial de Cádiz a un hombre que en 2014 amenazó a su expareja con publicar un vídeo de contenido sexual si no mantenía relaciones con él. El suceso tuvo lugar en La Línea.

El Supremo ha respondido así al recurso presentado por el acusado de delito de agresión sexual, señalando que la amenaza de difundir esas imágenes es un comportamiento intimidatorio que conlleva un acto contra la libertad sexual.

La posible distribución del vídeo llevó a la víctima a acceder a las peticiones del condenado para “evitar el descrédito social y el daño que podría acarrear a su familia a consentir una relación que de otra manera no hubiera consentido”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here